Amaneceres.

“Amantes bajo los lirios”, de Marc Chagall. Francia, 1925.

Me inundan las ganas de amaneceres contigo. De albas que no respetan horas, estaciones, lugares, territorios. Inicios arbitrarios de caricias prematuras, jornadas caprichosas de abrazos cálidos, tiernos besos que se asoman en los cuerpos.

Mis ansias de ti son como las tempranas miradas que los amantes se dedican antes de la existencia del tiempo.

Me inundan las ganas de amaneceres contigo. De rocíos de carne trémula, de atentados contra la cordura… de vidas florecientes que apenas serán.

Quiero promesas forjadas con tu calor, travesías infinitas de deseo, luceros que emanen de tórridas miradas. Prístino deseo del primer amor, del fuego fundador, de la pasión originaria.

Me inundan las ganas de amaneceres contigo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .